Arganda y Villaluenga de la Sagra unidas en un círculo macabro.

O de cómo aumentar el PIB destruyendo ecosistemas y arriesgando la salud de las personas.

En los años 80, se permitió que en Arganda la empresa Aceites Ulibarri y Piqsa convirtiera en dos grandes lagunas tóxicas parte del suelo de la dehesa y de los humedales de La Esperilla, actualmente dentro del Parque Regional del Sureste de Madrid. Por cierto, a la empresa le salió más que gratis contribuir a que nuestro subsuelo sea el 2º más contaminado de la Comunidad de Madrid.

LagunAceite_muro

Hace 16 años, colectivos ecologistas y ambientalistas de la comarca empezaron a denunciar públicamente la situación de esta laguna por considerar que “Los contaminantes se filtran al subsuelo y a los campos adyacentes, pudiendo tener repercusiones sobre la salud pública”. Véase, por ejemplo, las numerosas notas de prensa publicadas desde entonces en la web de la Asociación Ecologista del Jarama “El Soto” que ha tenido que dedicar una sección completa a este desastre medioambiental: http://www.elsoto.org/tag/laguna-aceite/

LagunAceite_9millones€En diciembre del 2014, se inician los trabajos de descontaminación SÓLO de una de las dos lagunas del aceite y SÓLO a cargo del bolsillo de los/as madrileños/as (no de las empresas responsables) con un presupuesto de 14’5 millones de euros (según lo publicado en prensa) y un plan de extracción, tratamiento y destino totalmente opaco.

Llegamos al comienzo del 2016 con la empresa pública adjudicataria de esa limpieza, TRAGSA, sumida en un ERE que afecta a más de 1300 trabajadores/as.

Paralelamente a todos estos hechos, la crisis del ladrillo y la ambición de negocio lleva al potente lobby cementero a convertirse en co-incinerador de residuos sin estar sus fábricas diseñadas para la gestión de los mismos. Pero quieren llevarse parte del pastel de esta nueva burbuja y Arganda es lugar de referencia. Porque, sin que nos demos cuenta, la política local y autonómica ha convertido nuestro término municipal en un gran contenedor de residuos, tanto en espacios empresariales como naturales, y de toda clase (industriales, sanitarios, de construcción y demolición, comerciales…) y peligrosidad.

A 6 kms tenemos una cementera de Portland Valderribas S.A., filial de FCC. Este Grupo cuya Presidenta es Alicia Alcocer Koplowitz, se anuncia ya en su web como líder en la “recuperación” de residuos. Este sustantivo o el de “valorización” son los típicos eufemismos que el lobby y sus aliados políticos utilizan para justificar lo injustificable. Y es que en Comunidades Autónomas como la de Madrid, la política de gestión de los residuos esté priorizando los tratamientos más peligrosos para la vida, como la incineración, que debería estar en vías de extinción, en vez de elaborar una nueva Estrategia de gestión donde se siga la filosofía de RESIDUO CERO y siquiera los mínimos que está marcando la Unión Europea respecto a economía circular.

Al final, los modelos obsoletos y que benefician a unos pocos, bajo el principio popular “quien contamina, se forra” además de la salud nos costará a las madrileñas y madrileños multas millonarias que llegarán desde Europa. Y luego que vengan a pagarlas las “magnánimas” fundaciones vinculadas a quienes dirigen esas cementeras, o que vengan a cuidar de nuestros familiares enfermos.

Dos estudios científicos de ámbito estatal titulados “La mortalidad por cáncer en municipios y ciudades situadas en las proximidades de incineradoras e instalaciones para la recuperación o eliminación de residuos peligrosos” publicado en el año 2013, y en el más reciente, del 14 de enero de 2015 cuyo título es “La mortalidad por cáncer en las ciudades en las proximidades de las instalaciones para la producción de cemento, cal, yeso y óxido de magnesio”, elaborados por el Área de Epidemiología Ambiental y Cáncer del Instituto de Salud Pública de Carlos III constatan un riesgo mayor de muerte por cáncer en los municipios en un radio de 5 km de estas empresas y la ampliación de la afectación a 65 km a la redonda.

Esta vez no ha sido la de Morata la cementera elegida, pero no sentimos alegría por ello, porque otros hombres, mujeres y niños/as padecerán las consecuencias y ya sabemos quiénes son. Los miles de metros cúbicos de hidrocarburos vertidos en Arganda parece que van a ir a parar a un pueblo de apenas 4.000 habitantes http://www.teinteresa.es/castilla-la-mancha/toledo/Lafarge-Arganda-Rey-combustible-controles_0_1507649490.html

Se trata de los vecinos y vecinas de Villaluenga de la Sagra en  Toledo. Y no nos pilla por sorpresa porque la Plataforma Toledo Aire Limpio y la Coordinadora Estatal Contra la Incineración en Cementeras ya lo venía advirtiendo.

LagunAceite_puertaEl destino forjado por los poderosos es cruel. La gente de Villaluenga acabará hoy pagando con su salud, las consecuencias de acuerdos que ayer se gestaron entre la élite política y empresarial de Madrid y de Arganda, o al menos con el silencio cómplice de ésta última.

No todos los índices valen para medir el bienestar y la felicidad de los pueblos, que es por lo que debe velar la política, ¿no? Igual que las labores de restauración derivadas del desastre medioambiental del Prestige produjo la dramática ironía de aumentar el PIB de España, ahora a costa de contaminar el agua subterránea, la tierra donde cultivamos y el aire que respiramos Arganda y Villanueva de la Sagra, el DES-almado índice crecerá de manera macabra en Madrid y Castilla La Mancha.

En cambio, trabajar en otros índices que respeten los Derechos Humanos así como en un nuevo modelo para nuestros municipios: el de RESIDUO CERO, para generar riqueza ambiental y empleo verde respetando la salud de las personas está al alcance de la ciudadanía. ¿Cómo? A través del compromiso personal, el activismo social y los nuevos partidos que han incorporado estas luchas en sus programas electorales.

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s